Noticias

Tener dinero: Expectativa vs. Realidad

Este es un ejercicio mental que busca cuestionar la importancia real del dinero. Te invitamos a que te tomes unos diez minutos para imaginar el yo que, cuando niño o adolescente, imaginabas de ti mismo en tu actual edad, en relación a los aspectos materiales. ¿Qué esperabas haber logrado? ¿Querías tener un auto, una casa, haber viajado por el mundo? Una vez que construyas esa imagen, ahora crea otra de la realidad, ¿Cuáles de esas cosas alcanzaste efectivamente?

Te contamos que es probable, a menos que seas una persona excepcional, que la realidad palidezca con la ficción que alguna vez creaste de tu propio futuro. Es natural que las personas deseen grandes logros materiales, un futuro de comodidad y quizás incluso de lujos. Pero son pocos los que llegan ahí, o mejor dicho, constantemente nuestras expectativas van moviendo el punto de meta un paso más allá. Si piensas nuevamente, y reflexionas ahora respecto a tus expectativas generales, no solo materiales, te darás cuenta de que las condiciones para alcanzar la felicidad, que es la expectativa fundamental oculta detrás de cualquier otra, no pasan necesariamente por lo material. Quizás tu preocupación, en ese entonces, era el poder hacer orgulloso a alguna figura paterna, y es por esto que querías tener un automóvil atractivo. De alguna forma, pasamos eso por alto y confundimos el medio por el propósito.

Destacar la importancia real que tiene el dinero en nuestras vidas, es vital si queremos manejarlo con sabiduría. El dinero, bien orientado hacia nuestras necesidades emotivas y valóricas, es empleado con mayor cuidado e inteligencia. Por esto, es que destacamos la importancia del ejercicio reflexivo, incluso cuando se trata de elementos que consideramos mundanos.